El Abordaje

Por qué?

Los motivos por los cuales utilizamos cuencos tibetanos en la experiencia vibroacústica son básicamente prácticos:

-Son fáciles de adquirir.

-Son fáciles de trasladar.

-Son muy manipulables.

-Son económicamente accesibles (un equipamiento vibroacústico electrónico ronda los u$ 2700).

 

Otro aspecto importante: al ser el terapeuta el que hace vibrar el instrumento en contacto directo con el cuerpo del paciente, hay mayor proximidad entre ambos, facilitando así un vínculo terapéutico que puede operar en varios niveles simultáneos (p. e. confianza, sostén, acompañar la experiencia, presencia, entre otros).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *